Síguenos en y

fortalezayamor2.jpg

‘Cada cual tiene su sitio, su deber, se responsabilidad’

 

WEB DEF

Hace cien años, escribía Poveda: “Aquí… cada cual tiene su sitio, su deber, su responsabilidad”[1] … y pienso cómo poder decirles a los niños, niñas y adolescentes, todo lo que Pedro Poveda habría querido expresarles con esta idea. El otro día me quedé pensando en la figura del contrabajo en una orquesta.

“No amemos de palabra, sino de obra y de verdad”

Web1

En la banda sonora de Nothing Hill, hay una canción preciosa que dice “You say it best when you say nothing at all”[1] (podría tal vez traducirse por “te expresas mejor en silencio” o “lo dices mejor sin palabras”). De algo así me parece que habla el verso que Pedro Poveda comenta en la última consideración de Jesús Maestro de Oración[2].

“Un Padre que ama como nadie…”

Web

¿Dios escucha nuestra oración? ¿No estará dormido? Quizás no sea tan poderoso como pensamos. Quizás no sea tan bueno. Quizás no exista.

Torres Queiruga[1] afirma: “Cada vez que le pedimos, le suplicamos y osamos decirle que tenga compasión de los niños que mueren de hambre o de los inmigrantes que se ahogan en las pateras, nuestro inconsciente está recibiendo un mensaje terrible: si los niños siguen hambrientos y los inmigrantes ahogándose, es porque Dios ni escucha ni tiene piedad”. Y ahonda más: “Este modo de orar, dicho en privado cada día y repetido en público cada domingo por miles de personas, va minando la imagen de Dios, oscureciendo la ternura infinita de su rostro y generando el fantasma idolátrico de un dios indiferente, cuando no cruel y favoritista.”

“Todo lo que hagáis, hacedlo de corazón

Web 

¿Desde dónde hago lo que hago, opino lo que opino, pienso lo que pienso? ¿Qué motivaciones profundas son las que me llevan a actuar de una u otra manera? ¿Qué voces tienen autoridad en mi interior para decantar la balanza en uno u otro sentido? ¿Cuantas veces, en mi fantasía, pienso un tweet o una publicación en instagram deseando los "me gusta" de la gente con la que estoy conectada a través de las redes sociales? ¿Cuántas veces dejo de decir lo que opino por miedo a todos esos trolls que se me pueden tirar encima porque no opinan como yo o, sencillamente, pueden tergiversar mis palabras? ¿A qué voces de mi interior les doy el megáfono a la hora de hacer, decir, obrar?

La fuerza está en la unión

Web1

Hoy fácilmente se nos invita a creer que todo lo podemos con la ilusión de fortalecer la autoestima. Pero la experiencia nos dice que el esfuerzo y buena voluntad de uno solo, por muy grande que sea, no sirve de nada, no cambia nada, no transforma nada, no consigue nada. El mínimo crecimiento en cualquier área es resultado de una suma de sinergias, conscientes e inconscientes, que actúan a favor del cambio. Por eso Poveda cuando habla de unión se refiere a la suma de energías diversas en un mismo sentido, en una misma dirección, para un fin determinado. Una unión que tiene que ver con diversidad y no uniformidad; con inclusión y no exclusión de lo diferente; con procesos de consenso y no de mayorías.